El ejercicio fiscal aborda el último tramo hasta el comienzo de un nuevo año, por lo que ya va siendo hora de hacer repaso de los mercados que resultarán más o menos atractivos de cara al próximo 2019.

En este sentido, a la hora de hablar de Latinoamérica, -donde siempre ha habido un interés por las multinacionales españolas en poner sus miras-, Colombia ha realizado una serie de reformas que la han afianzado como la quinta economía de la región pero, serán suficientes como para ser foco de inversores internacionales en 2019?

 

Situación económica del país. Ecosistema para invertir en Colombia

 

Recientemente, el actual ejecutivo implementó una reforma tributaria que incrementó el sueldo de los trabajadores en un 6%. Siendo optimistas al respecto, el Banco Mundial, luego de evaluar las cifras de Latinoamérica, apostó por Colombia asignándole un crecimiento de 3 por ciento, lo que la haría pisar aún con más fuerza el quinto escalafón en materia económica.

No obstante, el año 2019 será un año complicado a nivel económico, han advertido los expertos. La pugna arancelaria entre China y Estados Unidos, los rumores de crisis en el gigante asiático, los vientos de desaceleración en España, han contribuido a que el Banco Mundial vaticine una reducción del ritmo de crecimiento a nivel global.

Colombia se mantiene optimista pero atenta. Aunque los números dicten que con el aumento del sueldo las familias podrán tener un mayor consumo y podrán adquirir bienes durables, acción que estuvo detenida por 3 años, según lo explicó Camilo Pérez, gerente de investigaciones económicas del Banco de Bogotá, siguen precavidos ante la incertidumbre financiera mundial.

El hecho de que ahora las empresas deban pagar un poco más de sueldo a sus trabajadores  puede que no incremente el empleo, pero aspiran que esta medida se equilibre con la mayor adquisición de bienes y servicios a los que podrán acceder los trabajadores.

Pérez también hace referencia a la migración venezolana, y argumenta que esto podría ser beneficioso para el país, al haber un aumento de mano de obra y consumo, situación que conlleva a una mayor inversión.

 

Firme en el quinto nivel

 

Colombia se mantiene detrás de Argentina, México y Chile en lo que tiene que ver con el balance de riqueza y pobreza (excluimos a Brasil por la incertidumbre creciente en torno a este país). No obstante, entre 2010 y 2017 su índice en este último tópico disminuyó de 37,2% a 26,9%, cifras importantes para América Latina.

Ante los riesgos que se suscitan por la situación de Estados Unidos, lugar donde Colombia destina más de la mitad de sus exportaciones, se suman la fluctuación de los precios del petróleo, que es muy probable que se mantengan por debajo de los 70-80 dólares del año pasado.

James Hernández, presidente de la consultora organizacional Trust Corporate, sugiere que otra alternativa para mantener los niveles de crecimiento es a través del emprendimiento y de la generación de ideas novedosas que conquisten el mercado colombiano, siempre y cuando se inclinen a generar un oportunidad laboral para el futuro y no solo para generar ingresos, motivo por el cual el sector emergente ha fracasado en sus aspiraciones.

 

Aportes gubernamentales

 

El gobierno colombiano se mantiene esperanzado ante este panorama, por el impulso del sector transable y la consolidación de la demanda interna, según expusieron a finales de 2018. Su escalada de crecimiento es de 3,5 a 4%.

Mientras tanto, la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, Cepal, proyecta un 3,3%, cercano a los valores del BM.

Los posibles embates que se pronostican a nivel externo; combatir la desigualdad; crear medidas contra el sector informal; el monitoreo y las alternativas ante el conflicto armado; la esperanza de la economía naranja y el turismo, son algunas de los aspectos a evaluar por el gobierno colombiano ante la posibilidad de posicionarse, a finales de 2019, en el quinto lugar donde se proyectan a día de hoy.

¿Es un buen momento para invertir en Colombia?
5 (100%) 1 vote