Cada vez más comercios aceptan los pagos con criptomonedas confirmando así su consolidación, expansión y crecimiento. Las monedas virtuales empiezan a ser algo más que un simple instrumento de inversión gracias a la aceptación que están teniendo para pequeñas operaciones locales.

Los bancos, las empresas o las finctechs son solo algunos actores del sector financiero que están impulsando las criptomonedas. También los usuarios. Las monedas virtuales están ganando terreno en las transacciones diarias, independiente del valor de las mismas.

Está claro que aún queda un largo camino para que las monedas virtuales puedan competir con billetes o monedas; sin embargo, el hecho de que un gran número de comercios acepte bitcoins como forma de pago abre un nuevo contexto que nadie puede discutir como hito.

No deja de ser curioso comprar en un supermercado, en una tienda de ropa o en una farmacia con bitcoins. Como tampoco pagar una cena en un restaurante, la estancia en un hotel o un viaje con monedas virtuales. Pero el futuro está aquí: mejor abrazarlo que darle la espalda.

 

Las claves de los pagos con criptomonedas

 

El papel de los comercios

 

El número de personas que desean utilizar bitcoins para realizar compras recurrentes está en alza. Es lógico entonces que las empresas que entienden las monedas virtuales como una tecnología que va a revolucionar la industria facilite esta forma de pago.

 

¿Nicho o uso masivo?

 

Está en lo cierto quien piensa que las monedas virtuales aún tienen la etiqueta de nicho y que están en manos de gente especializada. No obstante, su uso se está masificando. Cada vez más se intenta contribuir favorablemente a la experiencia de los usuarios con las monedas virtuales: transacciones simples, dinámicas, rápidas y seguras.

 

La curiosidad

 

El boca a boca es muy poderoso porque convierte experiencias positivas en nuevos usuarios. Las criptomonedas generan mucha curiosidad y cuando los usuarios pierden el miedo por introducirse en este nuevo mundo, cuando las transacciones cumplen las expectativas, se abre ante ellos un replanteamiento de sus hábitos.

 

Los grandes atributos

 

Los usuarios se sienten seducidos por el hecho de utilizar una moneda digital que posibilita hacer pagos sin intermediarios, es decir, sin bancos o empresas de por medio. Una tarjeta de crédito exige una cuenta bancaria; usar bitcoins, una descarga gratuita desde Apple Store o Google Play.

 

Los pagos con criptomonedas son ya una realidad. Llegados a este punto las preguntas son: ¿crecerá la tendencia como apuntan los expertos? ¿O quedará como algo anecdótico y que solo implicará a unos pocos? ¿En qué lugar deja estos datos a las informaciones que apuntan a una crisis de las criptomonedas?

Los pagos con criptomonedas siguen ganando protagonismo
5 (100%) 1 vote